Quemaduras en los niños: cómo prevenirlas?

Quemaduras en los niños: cómo prevenirlas?

Captura de pantalla 2017-02-03 a las 13.15.52

Medidas y consejos generales

  • Cuidar con atención a los niños pequeños, evitando que se queden solos en lugares como la cocina y el baño.
  • Mantener a los niños lejados de todos los elementos calientes, inflamables o corrosivos, encendedores y cerillas.
  • Orientar los mangos de las sartenes y cazos hacia adentro, siendo más cauto si se va a freír, utilizando primero los quemadores interiores de la cocina.
  • Probar los alimentos antes de darlos al bebé o al niño, para asegurarse de su temperatura real, especialmente si se utiliza un microondas.
  • Tratar de no usar manteles para evitar que el niño estire de los mismos y se derrame los alimentos calientes.
  • No colocar alimentos, bebidas calientes o velas encendidas, cerca del borde de mesas y mostradores.
  • Evitar tener al niño en sus brazos mientras come o transporta alimentos igualmente calientes.
  • Es aconsejable colocar detectores de humo que deben ser revisados periódicamente. Estoa es obligatorio en otros países.

En el baño

  • Hay que tener cuidado con la temperatura del agua.
  • Es un error llenar la bañera de agua caliente y luego entibiarla con la fría, pues en mitad del proceso el niño podría caerse o meterse inadvertidamente en un baño hirviendo.
  • Ajustar la temperatura del chorro, y desde luego comprobar primero, sobre la propia piel, lo adecuado de la misma.
  • No dejar solos a los niños en la bañera

Otras medidas para el ambiente doméstico

  • Mantener cables y aparatos eléctricos en buen estado, y si es posible fuera de la vista de los niños.
  • Proteger las bombillas con pantallas fijas.
  • Cerrar los enchufes con protectores adecuados y homologados.
  • Evitar el uso de alargadores y la sobrecarga de “ladrones” de corriente.
  • Mantener los aparatos eléctricos desenchufados cuando no se estén utilizando, sobre todo en la zona del baño.
  • Evitar que los niños se acerquen al horno, a la chimenea, a radiadores, estufas u otros medios para proporcionar calor, incluyendo las velas.
  • Colocar objetos como la plancha en alto y con el cordón eléctrico recogido.
  • Además de por otras razones para su salud, es muy importante evitar fumar en casa.
  • Guardar cerillas, encendedores, productos químicos y otros objetos inflamables y peligrosos fuera del alcance de los niños.
  • Es preferible que los niños utilicen prendas de algodón y no prendas sintéticas, sobre todo para dormir.

La exposición al sol

  • Uutilizar una protección solar con filtros adecuados, renovándola cada dos horas.
  • Utilizar una protección solar incluso cuando los recién nacidos y lactantes se encuentren en zonas de sombra el reflejo del sol puede quemarlos.
  • Se puede proteger a los niños con gorras y sombrillas.
  • Evitar exposición al sol en las horas más intensas de radiación, entre las once y las dieciséis horas.