Morir en casa o en hospital

Morir en casa o en hospital

Morir en casa o en hospital

¿cuál es la mejor opción?

 

“Lo que sea necesario para que esté bien”, es uno de los primeros pensamientos que nos viene a la cabeza cuando tenemos a un familiar enfermo y estamos dispuestos a hacer lo que haga falta para su recuperación.

Sin embargo, cuando el diagnóstico médico nos deja sin opciones y lo único que queda son cuidados paliativos para el paciente, una de las decisiones más difíciles de tomar es: ¿lo llevamos a casa o será mejor que permanezca en el hospital?

La mayoría de los pacientes que llegan a estar conscientes de su situación suelen pedir irse a su casa porque se sienten más seguros y tranquilos en su propio ambiente. Pero ¿cuáles son los beneficios de permanecer en el hospital o irse a casa?

CASA

Desde el momento en que se decide que el paciente irá a casa por una enfermedad terminal, deben considerarse los siguientes puntos:

  • Tener a la mano los medicamentos indicados por el médico
  • Contar con los dispositivos necesarios para nuestro familiar (tanque de oxígeno, dispositivos de apoyo, cama especial, etc.)
  • Contar con un algólogo (especialista en manejo de dolor con anestesia) o un paleativista (especialista en tanatología)
  • Contar con una enfermera que lleve el seguimiento de los cambios del paciente y ayude en la aplicación de medicamento cuando se requiera
  • Tener acordada una dinámica de lo que va a pasar cuando llegue el momento de la defunción, por ejemplo: al fallecer el paciente la enfermera avisará al médico para que éste realice el acta de defunción y se de inicio al servicio funerario dispuesto.

 

HOSPITAL

Si al realizar el balance de tus posibilidades físicas y económicas para mantener a tu familiar en estado terminal en las mejores condiciones posibles en casa, lo ideal es quedarse en hospital porque allí hay todo lo necesario (medicamentos y equipo médico).

Uno de los principales contras de esta opción es que el acercamiento de los familiares al paciente es restringido y éste se encuentra lejos de su ambiente y seres queridos, incluidas sus mascotas.

ANTES DE DECIR ADIÓS

En cualquiera de las dos situaciones, hay que saber que la sedación se va ajustando dependiendo del grado de dolor del paciente. A medida que el dolor y los síntomas aumentan, la sedación aumenta. Por ello el algólogo y la familia tienen que explicarle esto al paciente para que sepa que pasará cada vez más tiempo dormido.

Saber esto dará oportunidad a que nuestro familiar pueda expresar lo que quiera a su familia, lo que llamamos “arreglar sus asuntos” antes de morir.

Si te enfrentas a una situación como ésta, no dudes en contactarnos. Con mucho gusto te ayudaremos a que tu familiar reciba los cuidados adecuados con cariño, respeto y dignidad.

 

¡Te queremos ver bien!

Fisioterapia, salud y movimiento

Fisioterapia, salud y movimiento

Fisioterapia, salud y movimiento

 

La fisioterapia es una ciencia relativamente nueva, ya que se consolidó como profesión durante el siglo XX, principalmente es los países más desarrollados. Actualmente se encuentra en crecimiento constante y exponencial, cada vez escuchamos más de ella y de los beneficios que le puede brindar a todo tipo de pacientes. En México estamos en camino para convertir la fisioterapia en un servicio accesible a todas las poblaciones, pero aún nos queda mucho por hacer. El primer paso es dar a conocer a qué nos dedicamos los fisioterapeutas y todo lo que nuestro conocimiento y experiencia puede aportar a la calidad de vida de las personas.

La fisioterapia es la ciencia que previene, diagnostica y trata las disfunciones del movimiento humano y facilita habilidades físicas funcionales. El movimiento es muy importante ya que nos ayuda a promover, mantener y restaurar el bien estar y la calidad de vida óptimos, está directamente relacionado con la salud. Las alteraciones del movimiento pueden resultar de enfermedades, desórdenes, condiciones o lesiones que van a provocar síntomas, alteraciones, limitación funcional y por lo tanto, discapacidad.

«La falta de actividad destruye la buena condición de cualquier ser humano, mientras que el movimiento y el ejercicio físico metódico la guardan y la preservan»
Platón

¿Quién puede beneficiarse de la fisioterapia?

• Personas con lesiones ortopédicas como fracturas, luxaciones o esguinces.
• Personas con enfermedades reumáticas como el desgaste articular o artritis reumatoide.
• Adultos Mayores que quieran mejorar su movilidad
• Personas con enfermedades neurológicas como eventos vasculares, parkinson, lesiones medulares o esclerosis múltiple.
• Niños con alteraciones de neurodesarrollo
• Personas con quemaduras extensas
• Personas con cáncer
• Personas con inmovilidad prolongada en hospitales o en casa
• Personas con alteraciones mecano posturales
• Mujeres durante y después del embarazo
• Deportistas que quieran prevenir o tratar lesiones

Por: Rebeca García Camargo

Tu alimento, tu medicina

Tu alimento, tu medicina

«Que tu alimento sea tu medicina y que tu medicina sea tu alimento»

Hipócrates

 En qué momento dejamos de tener presente que somos lo que comemos y que si consumimos alimentos pobres en nutrimentos, es decir, de baja calidad, nuestro cuerpo no recibe lo que necesita y comienza a enfermar…

En México, los estudiosos de la alimentación han definido la dieta correcta con base en seis características principales, e incluso esto se ha establecido en una Norma Oficial Mexicana (NOM-043-SSA2-2012, Servicios básicos de salud. Promoción y educación para la salud en materia alimentaria. Criterios para brindar orientación) (Diario Oficial de la Federación, 2013). Las características son:

“Completa, equilibrada, inocua, suficiente, variada y adecuada

En resumen, deberíamos consumir alimentos variados, en proporción y cantidades suficientes, evitando aquellos alimentos que nos causen algún daño y atendiendo nuestros gustos y cultura; en cada una de nuestras comidas.

Si hemos logrado definir esto, entonces ¿por qué resulta tan complejo llevarlo a cabo? Pues porque comer es un acto bio-psico-social y no depende solo de un individuo. De acuerdo al reporte especial de la Escuela de Salud Pública de Harvard (2017), la oferta de alimentos altos en azúcar, sal, grasas no saludables, con aditivos que realzan su sabor y palatabilidad; además de estar accesibles en precio y resultar prácticos para el ritmo de vida actual, han sido diseñados para manipular las señales de nuestro organismo y ante ello, es fácil encontrarnos indefensos (Drexler, 2017).

Afortunadamente existen alternativas para evitar caer en este juego y hoy te propongo la siguiente:

Procura comer alimentos frescos que se producen cerca de donde vives.

Por ejemplo: frutas y verduras frescas y de temporada, eso asegurará que tengan mejor sabor y precio.

Si se trata de alimentos frescos, se evitan procesos de transformación complejos donde se añaden aquellas sustancias que realzan los sabores o características, pero que pueden ser nocivas a tu salud.

Si se producen cerca se disminuye la contaminación por su transporte, y si logras comprarlo directamente al productor, puedes pagar un precio más justo al que tanto ha trabajado por ellos. Sino, al menos busca algo mexicano.

En conclusión, busquemos alimentos deliciosos y saludables, dejemos que sean ellos quienes nos sanen.

LNCA Mónica Arellano Gómez

 

Referencias

Diario Oficial de la Federación. (22 de enero de 2013). Recuperado el 27 de junio de 2017, de http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?c

Drexler, M. (2017). Obesity, can we stiop the epidemic? (H. P. Health, Ed.) Magazine of the Harvard T.H.School pf Public Health.